El futuro del libro 6. Oleadas de la digitalización

10 Feb

Bernard Lunn, en una serie de artículos para ReadWriteWeb (1, 2 , 3 y 4), explica las maneras en que los “bits de la destrucción” de la digitalización e Internet están alcanzando a la industria del libro, identificando tres oleadas  de cambio (no necesariamente sucesivas, sino más bien convergentes) respecto al modelo tradicional de edición:

1. Los proyectos de digitalización masiva de libros impresos. El más importante de ellos, Google Books, fue acometido por el gigante de Internet en 2004 en colaboración con varias grandes bibliotecas estadounidenses. Esta pionera y polémica iniciativa derivó en una disputa judicial en Estados Unidos entre Google y los gremios de autores y editores, que consideraban que se habían vulnerado sus derechos de propiedad intelectual. Las partes alcanzaron en 2008 un acuerdo extrajudicial, revisado al año siguiente y que a día de hoy sigue pendiente de aprobación por el Juez, cuyas potenciales repercusiones podrían alcanzar a todo el mundo editorial.

2. La adopción masiva de los dispositivos de lectura y los libros electrónicos: primero en Estados Unidos, en gran medida debida al efecto del Kindle de Amazon, aparecido allí en 2007, y que se va extendiendo al resto del mundo, acelerándose con la irrupción de las tablets, siguiendo la estela del iPad.

3. La generalización de la impresión bajo demanda (POD, Print on demand): la utilización de nuevas herramientas permite responder con agilidad a los pedidos, generando un número determinado de ejemplares a posteriori, tras recibir recibir el encargo, frente al proceso tradicional por el que se producen los libros en tiradas, calculando a priori la cantidad de ellos que se venderán.

A estas añado yo una cuarta:

4. Ebook primero, o “Empezar con XML: hasta ahora, el libro en formato electrónico se genera en la mayoría de los casos a partir de la versión pensada para impresión en papel, lo que implica que se hace un uso limitado de las posibilidades que presenta la edición digital. A medida que los ebooks vayan ganando cuota de mercado frente a los libros tradicionales, cabe esperar que este proceso se invierta y se explote plenamente la riqueza de posibilidades del nuevo medio, reduzca costes, acelere el proceso de producción del libro y fomente la utilización de metadatos (codificados probablemente en alguna variedad de XML) que enriquezcan la información sobre el propio libro, contribuyendo a su “encontrabilidad”* o “descubrebilidad”** en el creciente océano de contenido al que se asoman los lectores.

En las próximas entradas de esta serie sobre el futuro del libro pretendo comentar cada una de estas oleadas de disrupción.

 

*Encontrabilidad (findability): cualidad de un elemento conocido que permite que pueda ser encontrado.  [Fuente: Designing for discoverability, Steve Mulder & Joanne McLernon]

**Descubrebilidad (discoverability): cualidad de un elemento, conocido o desconocido, que permite que sea visible en un conjunto. [Fuente: Designing for discoverability, Steve Mulder & Joanne McLernon]

Otras entradas de la serie:
El futuro de la lectura

El futuro del libro 1. ¿El ocaso de la era Gutenberg?

El futuro del libro 2. Conceptos

El futuro del libro 3. La cadena de valor

El futuro del libro 4. Marco jurídico I

El futuro del libro 5. Marco jurídico II

El futuro del libro 7. Los proyectos de digitalización masiva de libros

El futuro del libro 8. El proyecto Google Books

El futuro del libro 9. El acuerdo sobre Google Books

La popularización del libro electrónico. Amazon vs Apple

A %d blogueros les gusta esto: